Para habilitar el acceso a la red, se deben configurar los dispositivos con la información de dirección IP para identificar los elementos correspondientes, entre ellos:

  • Dirección IP: identifica un host único en una red local.
  • Máscara de subred: identifica con qué subred de la red se puede comunicar el host.
  • Gateway predeterminado: identifica la dirección IP del router al que se debe enviar un paquete cuando el destino no está en la misma subred de la red local.

Cuando un host envía un paquete a un dispositivo que está en la misma red IP, el paquete tan solo se reenvía por la interfaz del host al dispositivo de destino.

Cuando un host envía un paquete a un dispositivo en una red IP diferente, el paquete se reenvía al gateway predeterminado, ya que los dispositivos host no pueden comunicarse directamente con los dispositivos que están fuera de la red local. El gateway predeterminado es el destino que enruta el tráfico desde la red local hacia los dispositivos en las redes remotas. Con frecuencia, se utiliza para conectar una red local a Internet.

Por lo general, el gateway predeterminado es la dirección de la interfaz en el router que se conecta a la red local. El router mantiene entradas de la tabla de routing de todas las redes conectadas, así como entradas de redes remotas, y determina la mejor ruta para llegar a esos destinos.

Por ejemplo, si la PC1 envía un paquete al Web Server (Servidor web) ubicado en 176.16.1.99, descubrirá que este no está en la red local y, por lo tanto, debe enviar el paquete a la dirección de control de acceso a los medios (MAC) de su gateway predeterminado. La unidad de datos del protocolo (PDU) del paquete que se muestra en la ilustración identifica las direcciones MAC e IP de origen y destino.

1.PNG

Anuncios